TRASTO – ADOPTADO

Trasto apareció el Sábado 13 de Septiembre de 2008 en Santovenia de la Valdoncina (León). Algunos vecinos lo habían visto merodear por el pueblo la noche anterior.

Al principio nos tenía un poco de miedo y no se atrevía a acercarse a nosotros. Llegó en los huesos, así que le "engañamos" con comida y por fin nos dejó acariciarle.



Creímos que tenía dueño porque parecía tener collar, pero no. Tenía una herida enorme alrededor de todo el cuello. Tiene el cuello en carne viva. Pensamos que era de un intento de ahorcarle, pero a un perro tan grande no tiene sentido. La veterinaria nos dijo que seguramente tuviese un collar o una cuerda de cachorro y que al crecer nadie se preocupó de quitársela y le fue apretando más y más.


No podemos imaginarnos cómo puede ser vivir con un collar tan apretado... Trasto no podría ni respirar ni comer, por eso llegó tan delgado. Si el collar no llega a reventar, hubiese muerto ahogado.


Le encantaba pasear. Por el campo se le podía llevar suelto sin problemas porque en cuanto se le llamaba venía trotando como un loco. Por ciudad iba perfectamente con su correa, sin dar tirones. Era todo un cotilla, así que intenta acercarse a todos los perros, y sobretodo a las personas que llevan bolsa, no sea que haya algo de comer dentro...



La primera vez que entró en el albergue se asustó al ver a tanto perro junto. Todos fueron a por él, para olerle y saludarle. Enseguida se adaptó y al pobre se le veía tan contento de estar ahí con tanto amiguito con el que jugar.



Su caso fue difundido por todo internet. La gente le tomó cariño y se enviaron cientos de mails, se pusieron anuncios en docenas de foros y se corrió la voz hasta que en Octubre nos llamaron de Barcelona. Una familia estaba interesada en él y lo acabó adoptando.

Al principio parecía ir bien, aunque Trasto hacía honor a su nombre y no para quieto. Lo mordía todo, era un poco burro con los niños… Era lo malo de tener a un cachorro gigantesco en un piso.

No les quedó otra que buscar otro dueño. Ahora Trasto sigue en Barcelona pero en una casa con una finca enorme donde corre lo que quiere y se lo pasa como un enano.

¡Muchísimas gracias a todos por adoptarle!

---------------------------------

Aquí podéis ver un poco cómo le va por Barcelona:

fotos 216 fotos 214 fotos 215


No hay comentarios: